Blog

  • Home
consejos-espalda-tonificada

Es importante tonificar los músculos para poder reducir y si es posible evitar los alimentos que contienen de mucha grasa, así como tampoco es nada recomendable consumir bebidas y refrescos ricos en azúcares refinados. Los alimentos que te pueden ayudar a tonificar cualquier parte de tu cuerpo son las proteínas como: Carne, pescado, legumbres, huevos, frutos secos, lácteos, algas entre otras.

Para lograr buenos resultados hay que saber cuáles son los músculos de la espalda que tenemos que trabajar.

La espalda se compone de siete grupos de músculos:

  • El dorsal ancho.
  • El redondo mayor y menor.
  • Los romboides.
  • Los infra espinosos.
  • Los trapecios.
  • Los erectores espinales.
  • Los lumbares.

Para tonificar la espalda es necesario adoptar hábitos de vida saludable y poner en práctica algunos ejercicios.

¿Cómo tonificarlos?

Para poder lograr una espalda tonificada es necesario complementar una buena alimentación y una rutina de entrenamiento. A continuación, te compartimos algunas recomendaciones:

  • Dominadas: Este ejercicio no puede faltar en la lista de ejercicios de espalda. Es de lo más completos y además nos permite progresar muchísimo en términos de fuerza.
  • Remo con rama: Otro gran ejercicio de espalda en este caso con una barra.
  • Jalones de pecho: Es similar a las dominadas pero este ejercicio inferior en cuanto a fuerza y técnica necesaria.
  • Hiperextensión: Este es un gran ejercicio para la zona lumbar e incluso para los glúteos si variamos ligeramente la técnica.
  • Remo en barra T: Esta variante del remo nos permite cambiar el ángulo del movimiento y seguir moviendo pesos muy altos.

Es cierto que hay que adaptar cada ejercicio de tonificación muscular dependiendo del estado de salud y de condición física de cada uno, de no ser así la persona corre el riesgo de agravar sus dolores lumbares y cervicales, e incluso de lesionarse.

A continuación, te damos algunas recomendaciones para que tengas en cuenta antes de un entrenamiento muscular y para que evites dolores:

  • Mantén siempre la espalda recta.
  • Flexiona las piernas para recoger un objeto del suelo mejor que forzando la espalda.
  • Llevar un corsé en la zona lumbar en caso de dolor persistente durante la realización del esfuerzo físico.
  • Calentar antes de entrenar.
  • Realizar estiramientos tras cada entrenamiento para cuidar la columna vertebral.

¿Por qué tonificar los músculos de la espalda?

Al trabajar la espalda ayudas al mismo tiempo que la tonificas, a prevenir posibles dolores temporales. Los músculos de la espalda dan estabilidad a tu columna vertebral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!